Policía rescata a la bebé Samanta, “ya le di pecho”, dijo la madre, entre lágrimas

12/10/2020 “Me siento muy feliz porque por fin ya tengo a mi bebé, agradezco a todas las personas que denunciaron.


“Me siento muy feliz porque por fin ya tengo a mi bebé, agradezco a todas las personas que denunciaron. Ya le di mi pecho para que se alimente”, dijo Sayda Huanca Ayala, madre de la bebé Samanta raptada hace un mes de la plaza Villarroel, pocos minutos después que se esclareció el delito.
Entre sollozos y emoción desbordada, efectivos de la Policía entregaron a la menor de dos meses, luego de intensa búsqueda.
La progenitora, de 19 años de edad, fue abordada el 8 de septiembre por Silvia Yumo que vestía de negro, tenía barbijo, una pañoleta y cargaba una mochila. Por las evidencias, ella se encontraba preparada para cometer el ilícito.
Inicialmente –luego de ganarse su confianza- pidió a la joven madre que le ayude con un trámite bancario y como no pudo, solicitó compra de aspirinas de una farmacia próxima.
La mamá dijo que cuando ingresó a la farmacia, perdió de vista a la raptora con su niña, porque en ese mismo instante aumentó la circulación de personas por el lugar.
“Me soñé que estaba subiendo gradas. Agradezco a todos por haberme ayudado a encontrar a mi bebé. Muchas gracias”, agregó.
El viceministro de Régimen Interior, Javier Issa, destacó la labor de la Policía Boliviana, señalando que la labor de Inteligencia y patrullaje permanente dio frutos para rescatar con vida a la infante.
“Dos personas han coadyuvado con la Policía para que se encuentre a la bebé, además debemos relievar el trabajo del (Director Nacional de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) coronel Iván Rojas, artífice de esta buena noticia”, señaló.
Horas antes, el ministro de Gobierno, Arturo Murillo, señaló que el desenlace del caso Samanta es el reflejo del profesionalismo de la Policía.
“La Presidenta nos ordenó darle la máxima prioridad y hoy, gracias al trabajo de nuestra Policía, puedo informar que la niña Samanta ha sido rescatada, secuestradora presa. El esfuerzo, las críticas y las horas de trabajo rindieron sus frutos”, escribió en su cuenta de Twitter.
Sin fines económicos
La autoridad policial señaló que la investigación continúa, pero que un informe preliminar identificó que Silvia Yumo, la raptora, se apropió de la niña porque antes habría perdido (aborto espontaneo) a su bebé.
Informó, de manera preliminar, que el rapto "no perseguía beneficios" económicos y que fueron dos personas, a quienes denominó como "ángeles anónimos", que dieron referencias del lugar en que se encontraba.
“En las últimas 48 horas se hizo el trabajo respectivo, lo que nos permitió ubicar en la zona de Kupini. Tenemos a la persona autora y en su domicilio se encontró toda su ropa de bebé para su manutención del bebé”, dijo.